martes, 8 de agosto de 2017

El Dow Jones cotiza en valores extremos

El Dow Jones está marcando máximos históricos, continuando en una de las mejores rachas que se recuerdan en la historia de la Bolsa americana.

comprar acciones dow jones

Como vemos en las figuras del MACD de largo plazo los últimos dos grandes mercados bajistas fueron precedidos de grandes segmentos alcistas de color verde que duraron 5 años respectivamente.

Para seguir la tradición, el segmento verde del MACD duro 5 años después de la última recesión para entrar en territorio bajista en el 2015 por primera vez en mucho tiempo.

Ahí tuvimos una señal importante de posible cansancio final de este gran mercado alcista, pero no resulto sino una señal falsa de una pequeña corrección de un año en algo que no podríamos ni llamar mercado bajista.

Las tendencias a corto, medio y largo plazo son totalmente alcistas en el DOW Jones con lo que aquí no hay mucho más que comentar, pues todas las resistencias están totalmente rotas.

analisis tecnico dow jones

No obstante, hay algo que nos indica que el mercado está alcanzando una cotización un tanto extrema y es el hecho de que el spread entre el precio y la Media móvil de 600 días (20 periodos mensuales) está alcanzando extremos similares a los de febrero del 2014 por ejemplo.

Dow Jones arbitraje


Cuando se alcanzan estos momentos podemos estar en una situación en la que es arriesgada a entrar a hacer trading o inversión alcista pues la probabilidad de que se produzca una corrección es bastante alta.

Lo más probable es que pueda ser una corrección pequeña, pero aun así, con el mercado sobrecomprado como esta hoy no debería extrañar en absoluto una corrección del 10%.

¿Qué hacer en un momento así?

Complicado.


¿Comprar el Dow Jones?


Pues aquí, al igual que en el resto de las acciones hubiera sido haber comprado en marzo u octubre del 2016, cuando después de la corrección anterior, el mercado se decidió poner alcista ya fuera en términos de media móvil o de MACD.

Comprar a día de hoy sería hacerlo en un mercado sobre extendido.

Ha pasado tanto tiempo de la última recesión y mercado bajista que ya nadie se acuerda de lo que es eso por lo que parece difícil decir cuándo va a venir el siguiente.

En cuanto al “enemigo” del Dow, el oro, podemos ver como el índice americano le gana la partida con creces en los últimos años aunque no es justo comparar.

Al oro aún le queda camino que recorrer para ponerse a la altura del Dow Jones

Pero mejor aun, comparando el Dow Jones con el índice de las acciones mineras del ETF GDX, podemos ver como también se están alcanzando valores extremos de diferencia nuevamente, tras haberlos alcanzado a mediados del 2015.

Dow Jones gold ratio

Es este grafico el que me dice que o bien uno está muy “caro, o sea el Dow Jones, o el otro está muy “barato”, o sea, las mineras.

Es decir, para verlo de manera inversa, en el 2010 hubo una situación inversa en la cual el GDX estaba adquiriendo una rentabilidad muy superior a la del Dow Jones.

En aquel momento hubiera pagado bien haberse puesto largo en el Dow Jones y corto en el oro o GDX.

Ya en su momento escribí sobre este tema hace dos años, a finales de agosto del 2015, hablando de la divergencia entre S&P500 y empresas mineras.

La diferencia siguió creciendo en principio para corregirse más tarde con el fuerte rebote del oro. Después ha vuelto a ampliarse con el actual empuje de la Bolsa americana


Pues bien, tras un ajuste inicial, en el que el GDX intentó recortar la distancia en el 2016, la cosa ha vuelto a los valores extremos.

Si pensamos en términos de tendencia deberíamos pensar que el Dow ha de seguir comportándose mejor, pero toda tendencia de varios años tiene su fin, al menos temporal. Un mercado alcista del oro o bajista del Dow Jones probablemente bastaría para volver a equilibrar la cosa, aunque sea por un tiempo.

Si tuviera que apostar a largo plazo diría que este “spread” se tendrá que recortar de manera significativa con bastante probabilidad.


Ahora bien, no sé si será con el Dow subiendo o con el Dow bajando.

No hay comentarios:

Publicar un comentario